Alcaldía Local

Alcaldía de Engativá, líder en prevención del matoneo escolar


La alcaldía Local en cabeza de su mandatario, Carlos Mauricio Naranjo Plata, demostró que desde la administración se puede realizar acompañamiento a los colegios mediante actividades deportivas, artísticas y talleres de concientización, para lograr mejorar la convivencia escolar de los jóvenes, quienes en muchas ocasiones llegan a los colegios con problemáticas personales y familiares, sin que nadie los atienda o los entienda.

Mediante actividades lúdicas –culturales y deportivas- y foros educativos que involucraron la comunidad escolar, la administración de Carlos Mauricio Naranjo lideró la estrategia MADE, como eje de prevención del “matoneo” escolar en los planteles oficiales de Engativá.

El acoso o persecución física y psicológica de un estudiante por parte de sus compañeros, llamado “matoneo” en el argot académico, no es nuevo, pero se ha intensificado en los últimos años con la ayuda de las redes sociales y las nuevas tecnologías que hacen que la magnitud del problema tenga mayor trascendencia en la vida de la víctima y su entorno social. Lo más grave del “matoneo” es que muchos casos terminan con el suicidio del menor, hecho que se ha incrementado de manera alarmante a nivel mundial, por lo que se ha convertido en un tema de interés público.
En Bogotá, las localidades donde más se reportan y atienden casos de “matoneo” son Bosa, Kennedy, Ciudad Bolívar, Engativá y Suba. Cabe aclarar que son las zonas con más número de colegios oficiales. Pues sólo en Engativá se encuentran 33 de los 359 colegios oficiales de la ciudad.
Por lo anterior, desde la responsabilidad institucional, la administración local de Engativá en cabeza del alcalde Carlos Mauricio Naranjo Plata, desarrolló la estrategia MADE –Música, Arte, Deporte y Ecología- con la que se realizaron múltiples actividades en los colegios Las Mercedes, Torquigua, General Santander y Tomás Cipriano de Mosquera, de la UPZ 74, donde se presentaban casos significativos de bullying y “matoneo”.

Estrategia MADE
De acuerdo con el área de seguridad y convivencia de la alcaldía local, “para realizar la estrategia MADE, previamente se desarrolló un diagnóstico mediante la visita a todos los colegios oficiales de Engativá en el que se detectaron sus problemáticas y sus propias formas de solucionarlas. Se encontraron casos de bullying, “matoneo”, consumo de estupefacientes, riñas, liderazgos negativos, entre otros”.
Posteriormente, entre finales de 2014 y 2015, se implementaron mesas de seguridad y convivencia en los entornos escolares con los rectores de los colegios y autoridades policiales, apoyadas por los consejos extraordinarios de seguridad; desde donde se diseñó y articuló la metodología de la estrategia MADE, que arrancó con un plan piloto aplicado en planteles de la UPZ 74.
Fue así como se realizaron acciones de aprovechamiento del tiempo libre, mediante la formación en música y deportes, donde los muchachos escogieron las actividades culturales y deportivas que más les gusta hacer y los más grandes acompañaban y dirigían lúdicamente a los más pequeños, como estrategia de mitigación del bullying entre ellos.
También los mismos estudiantes hicieron una mesa de concertación que concluyó con la firma de un pacto entre ellos, donde se comprometieron a respetarse, a cuidar los más pequeños, a eliminar los roces entre cursos y limar asperezas con docentes y directivos.
El proyecto concluyó con un gran evento en noviembre pasado en el colegio Las Mercedes, con diversas actividades lúdicas donde se expusieron las aptitudes de los jóvenes engativeños.

Logros de MADE
Mediante la puesta en marcha de la estrategia MADE, digna de ser replicada en las demás instituciones locales y distritales, se logró reconocer los líderes que hacían daño a sus compañeros y transformarlos en líderes positivos, que cambiaron sus actitudes agresivas por el respeto y la aceptación a sus compañeros.
Se creó el plan de semilleros para trabajar con los más pequeños mediante talleres interdisciplinarios que involucraron también a los padres de familia.

Se evidenció la disminución de casos de bullying y “matoneo” entre los planteles, registrado por los mismos docentes y estudiantes, quienes advirtieron el cambio en el ambiente escolar donde continuaron trabajando en el aprovechamiento del tiempo libre y la sostenibilidad de los grupos.

Récord de cero agresiones en los eventos masivos organizados por la Alcaldía local



Como nunca antes visto en la historia de la localidad de Engativá, se registran cero riñas y cero muertes en los gigantescos eventos masivos, organizados por la alcaldía local en cabeza del mandatario Carlos Mauricio Naranjo, donde se han congregado más de 250.000 personas a disfrutar de todo tipo de espectáculos artísticos y culturales.

Según el área de seguridad y convivencia, lo anterior es el producto de las campañas de participación y sensibilización que viene desarrollando hace más de dos años la Coordinación de Seguridad y Convivencia Local, creada por el Alcalde Local Carlos Mauricio Naranjo, en torno a la formación de públicos, la concientización de los ciudadanos y el otorgamiento de libertades para que las personas se sientan apoyadas, valoradas, respaldadas y queridas. De esta manera, se genera un alto sentido de pertenencia y empoderamiento por la localidad.
Así lo registró el abogado Alexander Osorio, coordinador de seguridad y convivencia de la alcaldía local, quien no dudó en calificar a Engativá como una localidad tranquila y participativa.
“Basta con analizar los eventos masivos, donde concurrieron más de 250.000 mil personas, en los que no se han registrado riñas ni agresiones, o los recientes comicios electorales”, aseguró el funcionario.
Estas acciones propenden por generar espacios confiables en los que la presencia institucional propicia dinámicas de gobernanza y gobernabilidad en los territorios donde las problemáticas son más agudas, mediante estrategias que incluyen la promoción de la reconciliación y la organización, con el objeto de alcanzar la apropiación del territorio y así lograr evitar la generación de problemas de convivencia y seguridad, mediante la gestación de espacios íntegros para la paz. Para ello, se tienen en cuenta factores socioeconómicos, culturales y políticos.
En este sentido, se logró visibilizar la alcaldía en todos los rincones de la Localidad con diferentes actividades tanto institucionales como artísticas y culturales. “En ellas los engativeños y engativeñas tuvieron la oportunidad de saber qué hace y qué servicios les puede brindar la alcaldía, pues muchas veces lo que se hace no se da a conocer, o no se hace, simplemente porque no se conocen las necesidades de las comunidades”, explicó el Coordinador.
“Logramos llevar la alcaldía al barrio y la gente identifica plenamente a los gestores de paz y convivencia. Donde están las chaquetas blancas o negras saben que ahí está su administración y se nos acercan a preguntarnos cómo hacer sus trámites o cuáles son sus derechos. Aunado a lo anterior el señor Alcalde ha hecho presencia personalmente en más del 90% de los barrios de la localidad, acompañado de su equipo de seguridad y convivencia”, añadió.
“También se han logrado vincular más de 6.000 personas en la resignificación de espacios públicos, como parques, gracias a la petición de los residentes, directivos de colegios, juntas de acción comunal o de la misma comunidad en los consejos de seguridad. Cuando existe algún tipo de alerta en una zona, por ejemplo, se programan actividades para ese sector, de la mano de las áreas de cultura y participación acompañados por el equipo de gestores de paz y convivencia”, explicó Osorio.

Falta pie de fuerza
Aunque la labor de la Coordinación de seguridad y convivencia -conformada por un Coordinador, 6 técnicos y 50 gestores- es de protección y no de vigilancia, en el momento en que avistan un posible conflicto lo ponen en conocimiento de las autoridades policiales, con quien mantienen comunicación directa.
También realizan acompañamiento en operativos, obras y acciones de recuperación de bienes de uso público. “Somos el puente con las autoridades, tanto de policía como de ejército”, agregó el directivo. Ley 232…
Reconoce que en Engativá hay déficit del pie de fuerza de la policía, ya que sólo se cuenta con 560 uniformados que trabajan en 3 turnos es decir, cerca de 150 por turno, -teniendo en cuenta los de licencia, los incapacitados y los que están vacacionando- para cerca de un millón trescientos mil habitantes. No obstante Osorio asegura que siempre habrá una patrulla o un motorizado cruzando y velando por la seguridad de los habitantes de la Localidad.

Contexto
La localidad de Engativá cuenta con cerca de 1.300.000 habitantes distribuidos en 9 UPZ y 332 barrios. Además goza de gran riqueza ambiental y cultural.
Engativá se encuentra ubicada al occidente de Bogotá, limitando al norte con el río Juan Amarillo que la separa de la Localidad de Suba, al sur con la avenida El Dorado que la separa de la Localidad de Fontibón, al oriente con la avenida 68 y las Localidades de Barrios Unidos y Teusaquillo y al occidente con el río Bogotá y el municipio de Cota.
Cuenta con tres humedales de gran importancia: El Jaboque, El Santa María y El Juan Amarillo. De igual manera alberga los canales El Carmelo, Boyacá y Los Ángeles.
En las rondas del río Bogotá y de sus humedales, pese a ser zonas de alto riesgo por inundaciones, se han desarrollado asentamientos subnormales que han generado contaminación por vertimiento de aguas residuales y basuras.
Engativá se divide en 332 barrios organizados en 9 UPZ, con un total de población cercana a 1.300.000 habitantes, pertenecientes al estrato 3 (75%) y estrato 2 (20%), mientras que en el estrato 4 sólo se encuentra un 4% y en el estrato 1 un 1%.
En la Localidad de Engativá se presentan históricas problemáticas alrededor de temas como propiedad horizontal, ocupación de espacio público, contaminación y deterioro de cuerpos de agua, manejo inadecuado de residuos domiciliarios y escombros, expendio y consumo de estupefacientes, pandillismo, delitos comunes y ubicación de barrios en zonas de alto riesgo.